Tendencias de alimentación 2018

Cada año se presentan nuevas tendencias y modas de cómo deberíamos alimentarnos. Recuerdan la revolución del low fat en los 90´s ?. Pero revisando un  poco de lo que quiere y está buscando el consumidor, aquí van algunas recomendaciones.

Muy local

Este concepto de verdad se está imponiendo en este 2018 en la cocina. Muchos de los involucrados en el negocio de restaurantes y supermercados ofrecen sus propios productos, creados por ellos o cultivados bajo sus propias manos. Esta es una tendencia que agrada mucho a los foodies, como también para todos quienes se preocupan por la salud y el medio ambiente. Producir localmente no solo es sostenible ya que se utilizan menos recursos, sino también todo es más fresco y agradable.

Gastronomía sin desperdicios

Los chefs están liderando el cambio hacia una cocina con más conciencia ambiental y social para reducir los desperdicios. Las técnicas se llaman “root to frond” y “nose to tail” que significan utilizar otras partes de plantas y animales  para crear nuevos platos, bajando así los costos y presentando nuevas opciones al mercado.

Plant Forward Cuisine

Cada vez se incluyen más vegetales a las dietas, granos ancestrales y vegetales son incluidos para reemplazar alimentos con carbohidratos, como por ejemplo el arroz de coliflor o una pizza de coliflor.

Comidas saludables para niños

Mientras el problema de obesidad cada vez es más preocupante, se están desarrollando acciones en colegios y también en los hogares para aumentar el consumo de vegetales y frutas al día. Incluir alimentos horneados en lugar de fritos, granos integrales y ensaladas son algunos de los cambios importantes.

Otras alternativas que tenemos, es incluir en nuestra dieta huevos orgánicos blancos, especia de calabaza para endulzar y dar sabor y algunos alimentos fermentados hechos en casa y con lo que nos sobra de los vegetales  que nos ayudan a equilibrar la flora intestinal.

Comer con los ojos

De la mano de los millenials, durante el año 2018 continuará la tendencia de “comer con los ojos”. Según Mintel, el consumidor busca cada vez más que la comida sea una experiencia sensorial. De ahí que demande productos que involucren los cinco sentidos y apelen a lo visual, al aroma o la textura. El objetivo, en ocasiones, no es otro que poder compartir su experiencia de consumo en Instagram, Pinterest y otras redes sociales.

Emerge “la cuarta comida”

“No se trata de glotonería, sino de adaptar nuestros horarios de comidas a nuestras ocupadas vidas”, indica el informe anual de Waitrose Food & Drink 2017-18, un año después de que en su anterior estudio pronosticara el auge del poke (una ensalada típica hawaiana), los yogures de hortalizas (elaborados tras añadir verduras como la zanahoria, el pepino o la remolacha al yogur de toda la vida), el agua de sandía y, en general, las comidas ligeras.

Ya sea un tentempié entre el desayuno y la comida o una merienda entre la comida y la cena, el informe de Waitrose prevé que en 2018 muchos de nosotros añadiremos una comida más a nuestra rutina diaria.

Trasparencia 2.0

Según el informe anual que elabora la cadena estadounidense de supermercados Whole Foods, especializada en alimentos orgánicos, los consumidores quieren saber la historia real que se esconde detrás de su comida, y el camino que recorre un producto desde su origen hasta la tienda.

Los consumidores buscan cada vez más, por ejemplo, señala Whole Foods, si un producto es ecológico, si posee la certificación de comercio justo, así como si el producto en cuestión tuvo en cuenta el bienestar animal. Cuanto más claro y honesto es el alimento, mejor percibido es entre los consumidores

Y tú, que cambios has notado en este sentido? Comenta conmigo y comparte esta información.

 

Escribir un comentario